Nacida en Caracas en 1962, de padres españoles que emigraron a Venezuela en plena Guerra Civil, Cecilia es la más joven de cinco hermanos, y estaba destinada, como ellos, a seguir con el negocio familiar del cacao. Estudió Ciencias Económicas y Sociales en la Universidad Central de Venezuela, donde conoció a otros compañeros cuyas familias se dedicaban a diferentes sectores de la explotación de productos como la caña, el café o el mismo cacao, y que le condujeron a campos más allá de la empresa familiar, donde colaboró durante un tiempo y, a la que aun, sigue vinculada. El currículum de Cecilia es impresionante en el sector de la empresa venezolana: ha ejercido cargos directivos de responsabilidad en varias firmas hasta que, por razones que analizaremos más adelante, se ha visto afectada, como otros muchos profesionales, por las privatizaciones, la inflación y otros desastres de la pésima gestión del gobierno de Nicolás Maduro.

Cecilia es también una buena analista política y conoce muy bien los vericuetos de la historia de su país, y de la gestión del gobierno actual de Venezuela. Esa fue mi impresión cuando la conocí en una comida, hace unos años, en una conocida bodega riojana. Ella viajaba con regularidad a España, hasta la llegada al poder del actual presidente y, en este momento, sus bolívares no le cunden ni para pagar el desayuno de un vuelo regular con destino a la tierra de sus antepasados y, la hiperinflación de la moneda venezolana hace imposible la posibilidad de comprar dólares a un precio de mercado. Con los ahorros que ha podido acumular tras muchos años de trabajo en cargos de responsabilidad, y bien remunerados, tiene que elegir entre cambiar el radiador de su coche o comprar alimentos, cuando los puede conseguir (el radiador y los alimentos).

Venezuela es un bello país, de exuberante naturaleza que le regala su enclave tropical, con importantes recursos naturales, como petróleo y diferentes minerales. El mes pasado, su gran riqueza en oro en las provincias del sur, se ha visto aumentada con el descubrimiento de la cuarta mina más importante del mundo en el precioso metal, pero que será explotada por las mafias venezolano-brasileñas de siempre. Rica también en recursos culturales, artísticos e históricos, con un rico folclore y una mezcla de razas que le han permitido ser el país con más mises de la tierra. Un paraíso para vivir hasta la llegada de un régimen totalitario y corrupto, incapaz de gestionar adecuadamente su patrimonio, hasta llevar a su país a la ruina total. Sus habitantes huyen para poder comer y, los que se quedan, están expuestos a tal control de sus vidas y sus comunicaciones (en especial los opositores), que han hecho muy complicada esta entrevista. Naturalmente, y por seguridad, Cecilia no es Cecilia. Su foto pixelada en la Plaza de Simón Bolivar de Caracas es la imagen de sus temores, y sus testimonios están, en cierto modo, dulcificados por si fueran interceptados en su envío. A estas limitaciones, hay que añadir que, durante estos días, los cortes de la corriente eléctrica han sido constantes y, en ocasiones, han durado varios días. ¿Y por qué? Pues porque no hay dinero para reparar el transformador de su zona.

Lo que realmente configura la sociología del venezolano es la mezcla de tres razas; la blanca de los conquistadores y colonizadores españoles, la indígena de los pobladores originarios y la negra del contingente de esclavos traídos de África

Revisando la historia de Venezuela, nos encontramos con hechos que la hacen diferente de los países de su entorno hispanoamericano. Por ejemplo, el hecho de que el monarca español Carlos I (1500 / 1558), que compartía corona con Alemania, como Carlos V, cediera la administración de Venezuela a la casa de los Welser de Augsburgo, que no cumplieron con la condición de repoblar el país y se dedicaron a la búsqueda de El Dorado. Por otra parte, sus costas han sido, durante dos siglos, asediadas por piratas y contrabandistas ingleses, franceses y holandeses, dedicados al asalto y saqueo de sus importaciones y exportaciones ¿Han podido influenciar estas circunstancias en la personalidad del venezolano? El impacto de los hechos históricos siempre deja alguna huella en la estructuración de una sociedad. Sin embargo lo que realmente configura la sociología del venezolano es la mezcla de tres razas; la blanca de los conquistadores y colonizadores españoles, la indígena de los pobladores originarios y la negra del contingente de esclavos traídos de África. Esa mezcla es la que caracteriza al venezolano. Efectivamente, los Welser no cumplieron el objetivo de la colonización producto del contrato firmado con Carlos V. Sí se les reconoce el descubrir gran parte del territorio nacional producto de su búsqueda del Dorado.

Otro hecho que también haya podido influir en la sociología, la política y la economía de Venezuela, haya sido la creación de la Real Compañía Guipuzcoana de Caracas (1730 / 1785), que supuso un importante comercio de productos entre España y Venezuela, además de la relación histórica con el País Vasco, que trasladó a muchos empresarios y comerciantes, a ese país, para facilitar y mejorar la importación y exportación de productos de ambas orillas del Atlántico ¿Qué herencia ha dejado la Real Compañía en ese país? La Compañía Guipuzcoana tuvo gran impacto en Venezuela, ya que se encargó de regularizar el comercio con España bajo una exclusividad que sacó del juego a otros comerciantes principalmente ingleses y holandeses. Ayudó a reducir el contrabando asociado a grupos dedicados a actividades comerciales ilegales. La Compañía Guipuzcoana también contribuyó al servir de vehículo para introducir nuevas ideas y líneas de pensamiento universal, que fueron adoptadas y discutidas por los blancos criollos (mantuanos), en su mayoría terratenientes, Estas ideas sembraron la semilla del movimiento emancipador. La Compañía también tuvo impacto en la política, con la presencia de gobernadores de provincia de origen vasco.

En 1941 preside el país, Isaías Medina Angarita, que sigue la línea democrática de su antecesor, Eleazar López Contreras, y que apoya, y recibe a los aliados de la Segunda Guerra Mundial y, también, a gran número de exiliados de la Guerra Civil Española. Por esta época llegaron a Venezuela muchos nacionalistas vascos invitados, supongo, por los descendientes de los que llegaron con la Real Compañía, doscientos años antes.  La política de inmigración para la época privilegiaba el ingreso de europeos en detrimento de otros grupos como los africanos y los orientales. El incentivo de esa inmigración fue conseguir trabajo, en un primer momento para el desarrollo de las actividades agrícolas, base económica tradicional y luego para atender la demanda de trabajadores producto de la actividad petrolera (esta última también utilizó mano de obra africana y oriental pese a la discriminación antes señalada). Si bien vinieron europeos de diferentes países, la inmigración española fue muy importante obviamente por las raíces derivadas de la colonización, criterio que se aplica al colectivo vasco por la herencia dejada por Compañía Guipuzcoana.

Simón Bolívar es el Padre de la Patria, el Libertador, el héroe más grande para Venezuela y muchos países de América, una figura de trascendencia universal

La Revolución Francesa (1789) supuso un importante debilitamiento de la Corona Española, y su influencia en sus colonias americanas. A partir de ese momento, los gobiernos de Venezuela, como la mayoría los de su entorno, son una sucesión de golpes de estado, rebeliones y cambios de poder, entre los republicanos, los liberales, los monárquicos, los comerciantes, los militares, la oligarquía, la burguesía, los federalistas, los demócratas, los socialistas, los populistas… apoyados a veces por los ingleses. En 1821 se crea la República de la Gran Colombia, que coloca en su presidencia a Simón Bolivar ¿Qué supone para Venezuela este personaje? Simón Bolívar es el Padre de la Patria, el Libertador, el héroe más grande para Venezuela y muchos países de América, una figura de trascendencia universal. Fue uno de los fundadores de La Gran Colombia y su presidente (por cierto el apellido Bolívar es de origen Vasco, de Vizcaya). Bolívar ha sido y es venerado por todas las generaciones de venezolanos, y sus ideas forman parte central de la vida nacional. Fue libertador de Venezuela, Colombia, Perú, Bolivia y Ecuador. La influencia de Bolívar es una constante, en la educación, y en los ideales y discursos políticos. Aunque en los últimos diecinueve años se ha insistido en la idea de la Revolución Bolivariana, el culto a Bolívar ha formado parte de todas las fuerzas políticas venezolanas y de todos los sistemas de gobierno que ha tenido el país.

Siguen los diferentes gobiernos que, entre democracias y dictaduras, y con presidentes a subrayar, como Antonio Guzmán Blanco, Juan Vicente Gómez o Rómulo Betancourt, van llevando al país a la modernidad y a la prosperidad, y que llega a su clímax con Carlos Andrés Pérez (1974 / 1979), que convierte Venezuela en uno de los países más ricos del mundo ¿Qué ocurrió para que, en menos de cincuenta años se llegue a esta situación?  La economía venezolana apalancada en la explotación petrolera y minera, generó ingresos que no siempre fueron administrados de manera racional. Se generaron grandes brechas en la distribución de esa riqueza. Aunado a esto la corrupción, el despilfarro e ineficacia fueron haciendo colapsar el modelo. En el segundo gobierno de Carlos Andrés Pérez, cuando se quiso dar el cambio en la dirección del modelo económico, el malestar de la población y el clima de protestas originaron el golpe de 1.992, donde surge Hugo Chávez como líder. El golpe fracasó pero ya estaba sembrada la semilla del chavismo. Eso llevó en 1.998 a Chávez a la presidencia de Venezuela por la vía electoral.

Chávez ganó con una mayoría indiscutible, el mensaje creó expectativas de justicia social, transparencia, en resumen por fin se pondría orden en casa

Efectivamente, en las Elecciones Presidenciales de 1998, es elegido presidente el teniente coronel Hugo Chávez, y con él comienza la Revolución Bolivariana, que produce grandes cambios en la política de Venezuela, hasta el año 2013 en que fallece. Un insólito gobierno de 15 años sin cambios ¿Qué aporta el chavismo a la sociedad venezolana? Es algo difícil de explicar, Chávez ganó con una mayoría indiscutible, el mensaje creó expectativas de justicia social, transparencia, en resumen por fin se pondría orden en casa. Chávez puso en el mapa a los grupos menos favorecidos, creó el Poder Popular y obligó a todos los componentes de la vida nacional a reconocerlo. Estos grupos menos favorecidos vieron crecer su autoestima y vieron en un inicio una mejoría en sus condiciones de vida. Muy pronto el modelo empezó a mostrar la influencia de Cuba y la adopción de un modelo económico inviable, donde nuevamente hicieron su aparición los problemas de corrupción, despilfarro e ineficacia. Se destruyó gran parte del aparato productivo interno, con las consecuencias que han llevado a la Venezuela de hoy. El mensaje populista le mantiene al chavismo un núcleo duro de militantes, que apalancado en la fuerza militar y en la inteligencia cubana, han complicado el panorama a las fuerzas de oposición en Venezuela.

Le sucede Nicolás Maduro, que gana las Presidenciales pero, dos años más tarde, pierde la Asamblea ¿Cómo es la Venezuela postchavista?  No existe tal cosa como la Venezuela postchavista. La muerte de Chávez no acabó con el chavismo, hasta el punto de no poder explicar a Maduro sin el respaldo de Chávez. La gente votó y sigue votando por Maduro no por su propio mérito. La designación de Maduro fue hecha por Hugo Chávez y esa es la fuerza que tiene. No hay campaña electoral que no utilice a Chávez como centro, sus miradas, su voz, su discurso… Hay muchos chavistas que no son maduristas tendencia que ha ido creciendo, ante la debacle que sufre el país, pero la imagen de Chávez sigue fuerte y en ello se apoya Maduro. Como bien dices, éste pierde la Asamblea Nacional (Poder Legislativo) pero si bien éste es un logro trascendente para la oposición venezolana, no hay que olvidar que el Ejecutivo controla el Poder Judicial, el Poder Popular, el Poder Electoral y la fuerza militar. Esta concentración de poder prácticamente anula las decisiones de la Asamblea Nacional, lo cual llega a su clímax con el establecimiento de la Asamblea Nacional Constituyente.

Entre abril y junio del pasado 2017, se producen grandes manifestaciones y protestas. La gente pide nuevas Elecciones Presidenciales y, como tú dices, Nicolás Maduro mueve ficha creando la Asamblea Nacional Constituyente, que sustituye a la legal Asamblea Nacional, en manos de la oposición. El 20 de mayo pasado, con la oposición dividida y encarcelada, convoca Elecciones Presidenciales, de las que sale elegido por otros seis años. ¿Quién mantiene al gobierno de Nicolás Maduro?  Indudablemente este proceso aunado a las inhabilitaciones, y el encarcelamiento de líderes, ha incidido en la división y debilitamiento de la oposición venezolana. En el último proceso electoral con una abstención muy superior a la que indica el Consejo Nacional Electoral, (analistas indican 80%) Maduro gana para un nuevo período presidencial de seis años. Ese triunfo no obstante viene acompañado por las sanciones internacionales al régimen y por el desconocimiento de los resultados por considerar una convocatoria a elecciones ilegitima, por parte de muchos países. Es un triunfo agridulce que sume a los venezolanos en una gran incertidumbre sobre el rumbo a seguir. Por lo pronto tenemos la inflación más alta del mundo, la diáspora de venezolanos está comenzando a representar un problema para los países receptores, hay una alta escasez de alimentos, los servicios públicos están colapsados, hay una crisis de dinero en efectivo que ha transformado al papel moneda en un bien que se transa hasta el 300% de su valor nominal. En esta situación pareciera que el gobierno no tiene intención de cambiar de dirección y muchos temen una radicalización de las acciones.

Pero Maduro se mantiene aferrado e impasible en su poltrona, y el Consejo Electoral ofrece datos que avalan la legitimidad de las elecciones y el apoyo de los venezolanos a su presidente. Según este órgano del régimen, Nicolás Maduro ganó por goleada, con 6.190.612 votos, contra los 1.917.036 de Henri Falcón, los 925.042 de Javier Bertucci, y los 34.614 de Reinaldo Quijada. Claro estos datos no se los cree nadie, y él es consciente de que el 80% de abstención significa lo que significa. Es también consciente de la falta de abastecimientos de los productos más elementales y que la gente se muere de hambre, de la ruina económica del país, y de la inflación que, según datos del FMI, se espera para este 2018, el 13.864% (La Asamblea Nacional cuantifica en el 24,571% la inflación desde mayo del 17 hasta mayo del 18)). Es consciente de que tiene en su contra a los estudiantes, a los comerciantes, a la Iglesia, a los gremios y a los empresarios. Es también consciente de las sanciones económicas que sufre por parte de otros países. Quizás su endiosamiento no le permita comprender que es incapaz de gestionar su país, ni que tiene en su contra, y no le reconocen como presidente, ni la Unión Europea, ni EEUU, ni Canadá, ni Mercasur, ni la OEA… En fin, que solo tiene el apoyo de Nicaragua, Cuba y algún otro país de ese estilo.

Y lo peor es que tiene a todos los líderes de la oposición maniatados, sin posibilidad de ningún movimiento, y está impulsando su desprestigio desde los medios afines. Hace unos días el Diario Crítico, acusaba de golpistas e hijos de familias adineradas de Venezuela, y que había sido educados en importantes y carísimas universidades de Europa y EEUU (como si eso fuese un delito), a los líderes de la oposición, Leopoldo López, Antonio Ledezma, María Corina Machado, Henrique Capriles y Daniel Ceballos, entre otros. Y afirmaba que habían sido condenados y encarcelados por instigar al odio y conspirar contra el gobierno de Hugo Chávez en 2002 ¿Qué salida tiene el pueblo venezolano ante esta situación? No sé hasta donde la presión internacional pueda impulsar un escenario de concertación interna con otros sectores como el empresarial y los mismos sectores de oposición para llegar a acuerdos de funcionamiento que permitan enrumbar el modelo económico del país.

Mientras tanto, sería bueno que, desde organizaciones internacionales, como la Unión Europea, la OEA, la ONU; o desde países demócratas del mundo, se ejerzan acciones para que en Venezuela se celebren elecciones democráticas, y alguien capaz de enderezar ese país, tome el timón. Por otra parte esperemos que, el nuevo presidente de Cuba, Miguel Díaz-Canel, introduzca cambios en su país. Y que la situación de Nicaragua, con Daniel Ortega y su esposa Rosario Murillo, dejen la poltrona, después de tantos años de política fracasada. Y que esos cambios influyan en Nicolás Maduro. Os deseamos mucha suerte, Cecilia.